sábado, 23 de abril de 2016

Higiene respiratoria y manejo de la tos

A fin de prevenir el contagio de todas las infecciones respiratorias en ámbitos de cuidados de salud, incluyendo la Gripe (Influenza), deben implementarse las siguientes medidas de control de la infección en el primer punto de contacto con la persona posiblemente infectada. Tales medidas deberán estar incluídas entre las prácticas de control de la infección, como un componente de las precauciones estándar.

1. Alertas visuales
Publicar alertas visuales a la entrada de las instalaciones para pacientes ambulatorios (por ejemplo: departamentos de emergencia, consultorios médicos, clínicas para pacientes ambulatorios) con instrucciones para pacientes y personas que los acompañan (es decir, la familia o amigos), con el fin de informar al personal de los cuidados de la salud sobre los síntomas de una infección respiratoria cuando se registran por primera vez para la atención y la práctica de los protocolos de higiene respiratoria/manejo de la tos.
a) Cubrirse la boca al toser así detiene la proliferación de gérmenes que lo enferman a usted y a los demás. La influenza (gripe) y otras enfermedades respiratorias graves como el virus respiratorio sincitial (RSV), la tos ferina y el síndrome respiratorio agudo severo (SARS), se diseminan al toser, estornudar o al no higienizarse bien las manos.
b) Para ayudar a detener la propagación de gérmenes:
- Evite el contacto directo con personas que estén enfermas.
- Guarde reposo en su hogar cuando esté enfermo.
- Cubrirse la boca y la nariz con un pañuelo desechable cuando tose o estornuda.
- Lávese las manos frecuentemente con agua tibia y jabón durante 20 segundos. Si no se dispone de agua y jabón, utilice un desinfectante para manos a base de alcohol.
- Evite tocarse los ojos, la nariz o la boca.
- Practique otros buenos hábitos de salud. Limpie y desinfecte las superficies de contacto más comunes en el hogar, en el trabajo o en la escuela, especialmente cuando alguien está enfermo.
- Duerma bien, manténgase activo físicamente, controle su estrés, beba mucho líquido y coma alimentos nutritivos.
2. Protocolo para la higiene respiratoria/manejo de la tos
Se recomiendan las siguientes medidas para contener las secreciones respiratorias a todos los individuos con signos y síntomas de una infección respiratoria.
- Cúbrase la nariz y la boca con un pañuelo desechable al toser o estornudar.
- Use el cesto de basura más cercano para desechar los pañuelos utilizados.
- Higienice sus manos (por ej., lávelas con agua y jabón no antimicrobiano, gel desinfectante para manos a base de alcohol o una solución para manos antiséptica) luego de estar en contacto con secreciones respiratorias y objetos/materiales contaminados.
Los centros de cuidados de salud deben garantizar la disponibilidad de los materiales para respetar los protocolos de higiene respiratoria/manejo de la tos en áreas de espera para los pacientes y visitantes.
- Suministre pañuelos desechables y receptáculos que no requieran contacto con las manos para el desecho de los pañuelos usados.
- Proporcione dispensadores de desinfectantes para manos a base de alcohol, ubicados adecuadamente; donde se encuentren disponibles los lavabos, para garantizar que los suministros para la higiene de las manos (es decir, jabón y toallas desechables) estén siempre disponibles.

3. Mascarillas y separación de personas con síntomas respiratorios.
Durante los períodos de mayor actividad de infecciones respiratorias en la comunidad (es decir, cuando hay un mayor ausentismo en las escuelas y en los lugares de trabajo y más consultas médicas de personas que padecen enfermedades respiratorias), ofrezca mascarillas a las personas que tienen tos. Se pueden usar mascarillas de procedimiento (es decir, con bandas para las orejas) o mascarillas quirúrgicas (es decir, con lazos), para contener las secreciones respiratorias (las mascarillas de respiración tales como la N-95 o superior no son necesarias para este propósito). 
Cuando el espacio y la disponibilidad de sillas lo permitan, aconseje a las personas que tosen a sentarse al menos a tres pies de distancia de los demás en las áreas de espera comunes. A algunas instalaciones les puede resultar más fácil, desde el punto de vista logístico, establecer esta recomendación todo el año.



4. Precauciones referentes a las gotitas que van por el aire
Aconseje al personal de salud que observe las precauciones sobre las gotitas que van por el aire (ej.: usar una mascarilla quirúrgica o de procedimiento durante los contactos cercano), además de las precauciones estándar, cuando se examina un paciente con síntomas de una infección respiratoria, particularmente si presenta fiebre. Deben mantenerse estas precauciones hasta que se determine que la causa de los síntomas no es un agente infeccioso que requiera precauciones sobre gotitas que van por el aire.

Fuente: http://espanol.cdc.gov/enes/flu/professionals/infectioncontrol/resphygiene.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada